Ferrán Torres está realizando su primera pretemporada con el primer equipo, su ascenso la pasada campaña fue meteórico y contó con varias oportunidades en la segunda vuelta del campeonato para ir aclimatándose a la exigencia de Primera División. Ahora, con una fase de preparación de por medio, se espera que esta sea la temporada del despegue.

Hasta el momento solamente se ha podido ver una pequeña dosis del jugador que enamoró en todos los equipos de la Academia y cuya trayectoria siempre le ha llevado a jugar en categorías superiores a la suya. Superando reto tras reto, Ferrán se ha plantado en el primer equipo, dónde está tratando de recuperar el brillo.

Fue su gran primera actuación con el primer equipo Valencia C.F. 

Sus primeros pasos fueron interesantes, especialmente buena fue su actuación contra el Athletic Club de Bilbao en una plaza como San Mamés, no obstante, la mayoría de participaciones tuvieron lugar en los minutos finales de los partidos y, salvo algún chispazo, todavía no ha podido demostrar de lo que es capaz.

Su pretemporada no arrancó al mejor nivel, con dos partidos –contra Galatasaray y Lausanne- en los que no entró demasiado en juego, pero en los últimos dos ha empezado a mostrar sus credenciales. Contra el PSV agitó la recta final del partido por la derecha y ante el Leicester jugó más minutos que nadie (90) con una primera mitad especialmente buena en la que se entendió a la perfección con Piccini –al que filtró un pase decisivo en la jugada del gol-.

Estuvo más desaparecido en los dos primeros compromisos de la pretemporada, pero su juego ha experimentado una gran mejoría en los dos últimos, contra PSV Eindhoven y Leicester City

Salir en el mismo once que Piccini, Parejo, Kondogbia o Rodrigo se notó muy positivamente. El equipo carburó mejor ante el Leicester -en la primera mitad-, por lo que pudo entrar más en juego

Cristiano Piccini, su socio en la banda – VCF

Con la mejoría del equipo se está pudiendo ver una mejor versión del extremo valenciano. La soltura de Piccini en ataque le ha beneficiado, pues ha pasado de enfrentarse él solo al flanco izquierdo de la defensa rival a tener un socio en la banda que le genere situaciones ventajosas arrastrando al lateral oponente.

Además, la presencia de Parejo y Kondogbia en el verde en el pasado encuentro significaron mayor control de partido y constancia en el juego ofensivo, o lo que es lo mismo, buscar y encontrar más al ‘20’ valencianista, que va creciendo conforme le van saliendo las cosas. Se empieza a atrever más con el uno contra uno y ya ha mostrado varios registros a la hora de centrar. Que entre en juego empieza a ser sinónimo de peligro.

El ‘avión’ de la factoría de Paterna empieza a alzar el vuelo. Necesita de un contexto favorable, que sus compañeros le busquen y le involucren en el partido para que pueda seguir dando pasos firmes en su completa adaptación a la élite del fútbol europeo. Si este proceso sigue la trayectoria ascendente que parece estar tomando en las últimas fechas, que reluzcan sus virtudes es cuestión de tiempo.

Esta página web usa cookies. Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Usted acepta nuestras cookies si continúa utilizando nuestro sitio web.

Cerrar