Etiquetas:

Domingo Balmanya dirigió al Valencia C.F. durante dos temporadas y, aunque no logró llevar de forma oficial ningún título a las vitrinas del Valencia, sí dirigió al equipo hasta la primera final europea de su historia, la de la Copa de Ferias de 1962 frente al FC Barcelona. Sin embargo, antes de enfrentarse al conjunto blaugrana, Balmanya abandonó la entidad de Mestalla y fue Alejandro Scopelli el que dirigió al equipo. Además de por haber aupado al conjunto blanquinegro a la consecución del primer título continental de su historia, el entrenador catalán será recordado por haber sido el técnico que hizo debutar a la leyenda valencianista Vicente Guillot con el Valencia C.F. y por haber hecho lo propio con Pep Claramunt y Poli en su etapa al frente de la Selección Española. Balmanya abandonaría la Capital del Turia en 1962 y pasaría a dirigir a ‘La Roja’ en 1966, después de haber pasado por el banquillo del Betis, Málaga y Atlético de Madrid, convirtiéndose así en el primer entrenador en dirigir al cuadro de Mestalla y a la Selección Española para la disputa de una Eurocopa.

Guillot convenció a Balmanya con solamente 20 años. Aquel delantero rubio de poca estatura y endiablada velocidad llevaba apenas dos temporadas en el filial, pero ya había demostrado cualidades suficientes para que el míster lo llamara a filas a jugar con los mayores. De esta forma, el debut de Guillot con el primer equipo se produjo el 3 de septiembre de 1961 en La Romareda frente al Real Zaragoza y Balmanya lo alineó desde el primer minuto. No obstante, no fue un estreno de ensueño para el atacante de Aldaya, los aragoneses acabarían llevándose los tres puntos con un contundente 3-0.

Su primer año en la élite a las órdenes del preparador catalán fue especialmente fructífero, anotando 14 goles en 30 partidos oficiales, según datos de Ciberche. Tan brillantes números le llevarían a la Selección la siguiente temporada para debutar en un encuentro de clasificación para la Eurocopa que enfrentó a España contra Rumanía y, al contrario que con la zamarra del murciélago en el pecho, el estreno de Guillot enfundándose en la elástica roja fue antológico, logrando un hat-trick.

Vicente Guillot marcó tres goles en su debut con la Selección Española ante Rumanía. Foto: Las Provincias

A pesar de su destacado debut con apenas 21 primaveras, el mito valencianista, lastrado por una grave lesión de clavícula, solamente acudió en cinco ocasiones más a defender los intereses del combinado nacional, anotando un tanto más, pero sin participar en la fase final de ningún torneo mayor. Este dato cobra una relevancia significativamente mayor si se tiene en cuenta que Balmanya se puso a las riendas de la selección en 1966 y no contó en ningún momento con el atacante que se convertiría en mito del valencianismo habiendo debutado de su mano.

Bueno, hay que reconocerlo, yo sabía que no habían ido al partido contra Rumanía ni Peiró ni Luis Suárez y que cuando ellos volvieran sería muy difícil ser elegido, y de hecho fue así

Vicent Guillot

Sobre su poca continuidad en la Selección

Balmanya tomó el mando del conjunto español para afrontar la Eurocopa del 68. De esta forma, el catalán dirigió al equipo en la fase previa disputada de 1966 a 1967 y, tras clasificarse, en la fase final que se jugó en 1968. Los españoles quedaron encuadrados en el Grupo 1 junto a Checoslovaquia, Irlanda y Turquía, siendo favorita para clasificarse a la fase final con los eslavos como principal escollo a superar. 

Aunque el combinado que dirigía el técnico de Girona tuvo un comienzo pobre contra Irlanda y Turquía empatando en casa de los otomanos y el conjunto de la Isla Esmeralda pero venciendo a ambos en casa, su gran actuación ante Checoslovaquia tanto en la ida como en la vuelta, sumado a un tropiezo de la selección de Europa del Este en el último envite contra Turquía, propiciaron la clasificación de España para la fase final.

Los de Balmanya habían sorteado el primer óbice, pero quedaron emparejados con uno de los aspirantes a alzarse con el trofeo del campeón, la selección inglesa. Balmanya afrontó su mayor reto como seleccionador enfrentándose al equipo de la rosa en uno de los estadios más imponentes de Europa, Wembley.

Claramunt, Ansola y Poli serían los dos valencianistas que disputarían aquel encuentro. El centrocampista de Puçol ya tenía experiencia internacional, puesto que sería el primero de ambos en gozar de minutos representando a su país en un encuentro amistoso entre España y Suecia disputado el 28 de febrero de 1968 en el Sánchez Pizjuán. Aquel envite se saldaría con un 3-1 a favor de los locales y el centrocampista del Valencia saltaría al césped en el minuto 61 para sustituir al madridista Pirri. En este escenario, apenas un mes más tarde, el 3 de abril de ese mismo año, Claramunt repetiría. Esta vez lo haría de titular y acompañado de un compañero de equipo que, él sí, se estrenaba con ‘La Roja’ y que también saldría de inicio, Poli. El choque tuvo lugar en un escenario de ensueño para debutar, Wembley, y en una competición de primer nivel, la Eurocopa, aunque aquellos cuartos de final se saldarían con victoria inglesa por la mínima. Poli fue especialmente protagonista aquella noche por iniciarse en la selección realizando un exhaustivo marcaje a la estrella del conjunto rival y mito del balompié británico Bobby Charlton.

A pesar de haber caído en suelo inglés, Balmanya preparó a sus chicos para voltear la eliminatoria aprovechando el factor campo y el calor del público español. Aquel 8 de mayo en el Santiago Bernabéu, el preparador catalán decidió prescindir de los valencianistas y, ni Claramunt ni Poli se enfrentaron a los ‘Three Lions’. La jugada casi le sale redonda al catalán, que vio cómo Amancio abría el luminoso en el 47’, pero siete minutos después, Peters puso en peligro el pase de España empatando a uno, y su compañero Hunter remató el trabajo poniendo el definitivo 1-2 en el 81′. Finalizada una Eurocopa ni demasiado elogiable ni tampoco reprochable, Domingo Balmanya abandonaría su cargo como seleccionador nacional y estaría dos años alejado de los banquillos, tras lo cual se incorporaría al Real Zaragoza.

Poli vs. Charlton

Balmanya fue el seleccionador nacional en aquel partido de ida de cuartos de final en Wembley en el que el centrocampista del Valencia C.F. secó al genio inglés. 

Guillot debutó con él

Guillot debutó muy joven con ‘La Roja’ tras su pronta irrupción con la entidad de Mestalla. El entrenador que le dio la oportunidad de debutar en el club fue domingo Balmanya. Sobre esta y más cuestiones habla en una entrevista concedida a este Especial de Valencianistas en la Eurocopa.

Compartir

Esta página web usa cookies. Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Usted acepta nuestras cookies si continúa utilizando nuestro sitio web.

Cerrar